Consolidación del terreno

Los drenes verticales, también conocidos como drenes mecha, se utilizan principalmente para acelerar el proceso de consolidación del suelo, creando vías preferentes de salida del agua intersticial de los suelos blandos, mediante canales que interceptan el exceso de agua y los expulsan hasta los estratos porosos.

También pueden emplearse en la recolección de aguas subterráneas contaminadas o la liberación de presiones de poro.

El proceso constructivo consta de cuatro etapas de sencilla ejecución:

1.- Emplazamiento de la maquinaria en el lugar apropiado.
2.- Hincado en el terreno del vástago hueco de perforación con el dren en su interior.
3.- Anclaje del dren y retirada del vástago.
4.-Corte del dren dejando 30cm aproximadamente por encima del terreno.

Después de la instalación de los drenes verticales el área a consolidar se precarga durante un tiempo hasta alcanzar la consolidación deseada

Entre las ventajas de este tipo de técnica para la mejora de terrenos podemos destacar:

- Proceso mecanizado
- Rápida ejecución con equipos sencillos
- Asegura la continuidad del dren hasta el estrato deseado
- Bajo coste
- Alteración mínima del terreno
- No deja residuos en el terreno

Leave a Reply